Te has dado cuenta de que ella es la mujer de tu vida. Cada día que pasa estás más enamorado y te das cuenta de que te hace más falta. ¡Enhorabuena, ha llegado el momento! Por fin te has decidido a dar el gran paso. ¿Ya has pensado cómo vas a decirle el "te quieres casar conmigo"?

En todas las pedidas de mano no puede faltar el gran protagonista: el mejor de los solitarios. Las bodas sin este regalo de pedida y símbolo de compromiso no son lo mismo. Escoge el anillo que más le pueda gustar a tu chica y empieza a recorrer el camino para llegar a la meta: el "Sí, quiero".

Solitarios perfectos

En nuestra tienda online podrás encontrar los mejores diseños de solitarios a precios inmejorables, pues aún puedes disfrutar de nuestra ventajosa promoción del 50% de descuento para anillos de compromiso.

El solitario de oro amarillo de la colección Aergir es la opción perfecta para una novia más tradicional. Este modelo en oro de 18 quilates es el modelo más clásico. Su delicadeza y su engarce de cuatro garras convierten a este anillo en una delicada pieza.

Si tu chica es más de oro blanco, la pieza perfecta será el solitario de oro blanco de la colección Alioth Su engarzado en seis garras de su diamante natural de talla brillante se convierte en el anillo ideal de una chica discreta y despierta.

Para las chicas con gustos más especiales no hay nada como el solitario de oro rosa de la colección Alioth. Con su peculiar color pasa a ser una pieza exclusiva con la que será imposible recibir un no por respuesta.

Los solitarios en platino son la opción que está más de moda. El de nuestra colección Anser es el más original, con su curioso doble engarzado en cuatro garras. Sin duda, es una de las piezas más exclusivas de Cristina Wish. 

Ideas para una pedida top

Si no sabes cómo lanzar la pregunta que cambiará tu vida, te proporcionamos algunas ideas que te serán de gran utilidad en tu camino hacia el "Sí, quiero".

Nadie mejor que tú conoce a tu chica. Partiendo de esta base, nada puede salir mal. Uno de los entornos más románticos y tranquilos para pedirle la mano a tu novia es vuestra casa. El nidito de amor es un lugar simbólico en el que podrás crear una atmósfera totalmente personalizada que haga salir la emoción a flor de piel a tu pareja. Crea el clima perfecto para preguntarle si quiere casarse contigo. 

Hay escenarios que están estrechamente relacionados con la pedida de mano ideal, como París y la Torre Eiffel o Nueva York y su Central Park. Este último es pura magia en otoño. Junto a estas ciudades, Roma se erige como una de favoritas de los españoles para pedir matrimonio, y es que en Roma se respira amor puro.

El momento de pedir su mano en matrimonio, también es importante. Uno de los más acertados es después de haber realizado alguna actividad que os encante disfrutar juntos. Estamos hablando de una clase de baile, un paseo en bicicleta o una buena cena. Ver cómo disfrutáis el uno con el otro hará que estéis más predispuestos a compartir aún más momentos, hará que seáis más conscientes de lo que os amáis y allanará el camino para que la respuesta sea un "sí" rotundo.

La opción más arriesgada sea quizá la de pedir la mano de tu novia en un espacio público. Los nervios se duplicarán y tu novia puede ser que desee un espacio más íntimo para disfrutar del momento sin presiones.

Ya tienes el solitario perfecto y las ideas para llevar a cabo la mejor de las pedidas. ¿A qué esperas? ¡Da el paso, sed felices y comed perdices!