Se acerca el invierno y con él, el viento gélido y la posibilidad de nieve, aunque lo que más abunde sea la lluvia. Con este tiempo, es difícil que os apetezca salir a la calle a tomar algo. Es posible que prefiráis mil veces una tarde de sofá, manta, chocolate caliente y una película. Como mucho, añadiréis palomitas a la ecuación. En Cristina Wish también nos encanta ese plan, pero nos negamos a que se vuelva rutinario. Por ello, tenemos unos cuantos planes que ofreceros ante este tiempo adverso.

Enoturismo

¿Y si visitáis una Bodega durante el fin de semana? Existen multitud de bodegas a lo largo y ancho de nuestro país, por lo que, aunque tengáis que coger el coche, no tendréis que alejaros demasiado de vuestra casa. Una cata de vino tras visitar un edificio arquitectónicamente diferente al resto puede ser el plan perfecto para innovar. Además, algunas bodegas tienen actividades especiales, complementarias a las visitas y las catas, ¡puede ser vuestra oportunidad!

Día de Spa

¿Por qué no escaparos un par de horas a algún balneario cercano? Relajaros en con lo que se conoce como “talasoterapia” puede ser una estupenda manera de disfrutar de la compañía del otro. Animaos a realizar circuitos termales o a recibir diferentes tipos de masajes en estos meses tan fríos. Además de ser revitalizante para vosotros mismos, lo será también para la pareja. ¡Debería ser obligatorio acudir una vez al mes!

Patinaje sobre hielo

Sobre todo en los meses fríos, son muchas las ciudades que adecúan diferentes plazas y las convierten en pistas de patinaje sobre hielo. Es una de las mejores actividades invernales para combatir el frío… ¡Y la lluvia! Porque, normalmente, suelen colocarse carpas que os protejan de la intemperie. Lo pasaréis estupendamente, patinando juntos o avivando esa pequeña llama competitiva que a veces existe entre vosotros.

Cursillo en pareja

¿Os apetece apuntaros a un cursillo de gastronomía? Podéis acudir juntos y así mejorar todas esas cenas románticas que tenéis de vez en cuando, con nuevos platos. Aprender juntos algo nuevo siempre es muy especial, y si además tiene una finalidad tan útil como ampliar vuestra carta, mejor que mejor. Sin embargo, son muchas las actividades a las que podéis acudir en pareja. Podéis apuntaros a cursillos del gimnasio, de idiomas o algunas menos frecuentes, como un club de lectura o de decoración. ¡Las opciones son infinitas!

¿Teatro, ópera?

Escapemos un poco del cine, ¡el abanico cultural es mucho más amplio! ¿Por qué no acudir al teatro? Además de obras teatrales, podréis disfrutar de monólogos o ballet, y depende del teatro, de la ópera. Es una excusa perfecta para arreglaros, y vestiros con vuestras mejores joyas, y salir en horas más cercanas al atardecer. Incluso podéis aprovechar para, al finalizar el evento, acercaros a cenar a un restaurante elegante.

Tarde de manualidades

Es un plan más para vosotras que para ellos, pero, ¿qué hay más romántico que organizar vuestros recuerdos juntos? Una lluviosa y fría tarde de invierno puede ser ideal para ordenar en un álbum o en un collage, o para montar esos cuadros y pequeños muebles que llevan retirados en esa esquina un par de meses. Hacer este tipo de tareas juntos puede ser de lo más divertido: recordaréis buenos momentos y podréis competir por quién es el más torpe de los dos.

Escapada a la nieve

¡No podía faltar! En invierno, el plan por excelencia siempre es y será ir a esquiar. Así que, ¡ya sabéis! Es hora de sacar esa ropa de invierno que tanto sitio ocupa en el armario y acercaros a vuestra estación más cercana. ¡Y no dejéis que no tener equipo propio os desanime! En todas las estaciones existen servicios de alquiler de todo tipo de equipos: cascos, esquíes, tablas de snowboard, botas… ¡Hasta de raquetas de paseo o de trineos si queréis innovar un poco y disfrutar de la nieve de una forma diferente!

Está claro: son muchos los planes alternativos al “sofá, manta y peli” al que solemos recurrir. Todos ellos pueden ser especiales y románticos, especialmente si así lo deseáis… ¡Incluso podría ser el momento perfecto para declararse y pedir a tu chica que se case contigo! Aunque, eso último, lo dejamos a la elección de cada uno.