La plata fue, es y será siempre uno de los metales predilectos en joyería. Ni el oro blanco ni el platino han restado su importancia y son muchas nuestras clientas que la siguen prefiriendo por encima de cualquier otra opción. En este post te damos 10 consejos para cuidar tus pulseras de plata, para que luzcan perfectas en cualquier momento y circunstancias.

Las recomendaciones que a continuación te realizamos son igualmente extrapolables a anillos, pendientes, collares y otras joyas. Toma nota:

1. Bolsas herméticas de plástico

Para una mejor conservación, guarda tus pulseras de playa en bolsas herméticas de plástico. Una pieza en cada envase para que no se rayen entre sí.

2. Papel de seda

Para evitar que la condensación de las bolsas perjudique el brillo de tus joyas, puedes envolverlas en papel de seda, muy eficaz en esta función.

3. Lugares secos y oscuros

Evita guardar la plata en lugares húmedos y muy luminosos, podría deteriorarse.

4. Limpieza frecuente

Aunque no te las pongas con asiduidad, limpia tus pulseras de plata con cierta frecuencia.

5. Productos específicos

Existen numerosos productos en el mercado para limpiar la plata y evitar que se ennegrezca. Aplícalos con suavidad y sírvete para ello de un trapito fino.

6. Agua y jabón

Otra opción es que pongas tus joyas en remojo con agua tibia y jabón suave. Enjuaga después y seca correctamente.

7. Cepillo de dientes y pasta dental

El cepillo de dientes y la pasta dental son también unos aliados perfectos del brillo.

8. Otras alternativas

Hay más trucos de limpieza. Prueba por ejemplo a bañar tus pulseras de plata en agua con bicarbonato o alcohol de 90 grados; o utiliza agua hirviendo con sal y papel de aluminio. No olvides secar bien al finalizar, sirven tanto el paño de algodón como el secador de pelo.

9. Nada de ácidos

Evita los ácidos y otros agentes corrosivos si quieres mantener la plata en un buen estado.

10. Perfumar antes de colocar

Perfúmate las muñecas, espera a que sequen y después te pones las pulseras. Ya estás lista para brillar.